miércoles, 24 de febrero de 2010

See you in my mind

Adiós, eso es todo lo que tengo que decir. Confieso que al ser tú mi creación he llegado a cogerte cierto cariño. Pero no puedo darte la vida que te mereces, ni redactar tus acciones como si realmente fueses un buen escritor. ¿Es capaz un escritor de pacotilla relatar la vida de un buen escritor? Ni siquiera se me puede considerar "escritor de pacotilla" pues hasta uno sería capaz de darte al menos un poco de vida. No puedo darte la forma que en mi mente esta descrita, ni crear tu mundo con o sin inspiración, pues la tengas o no, seguirás sin escribir bien, ya que soy yo la que da forma a tus letras. Pero siempre quedarás en mi imaginación y poco a poco tu vida se lleva a cabo en ella. Mis ideas quedarán en mi cabeza y nunca saldrán a la luz. Siento dejarte así, a punto de encontrarla a ella y tan cerca de enamorarte también. Así que es todo lo que tengo que decirte, adiós o en este caso... te veré en mis pensamientos, Gray.

3 comentarios: